miércoles, 28 de noviembre de 2012

Para verte como yo quería era necesario empezar por cerrar los ojos.

Sin resos,sin monedas en el poso,sin estrellas fugases,sin pestañas que vuelan o no vuelan,sin planes enfermisos y secretos se me concedió un deseo que hace mucho tiempo habia dejado de anhelar.


                                                                           Mentira.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Opine.