domingo, 30 de septiembre de 2012

"Lo que tu piensas tampoco"

Se le quedaron un par de sonrisas en mis sabanas señorita inbesable.

Y unos segundos de tristeza e insertidumbre me abrazaron por la espalda,pero está bien.Han estado las cosas tan mal en el ultimo tiempo que se siente raro que algo por fin esté bien.Y yo le dije "eso no se hace".Mi amiga debio decirme "lo que tu piensas tampoco".
Yo debería seguir amandole,ella deberia seguir amandome.Pero no.Esta claro,como sus ojos verdes,mas todabía.
A veces pienso que está mal que quiera verlafeliz de todos modos,si no es en mis brazos será en aquellos que tanto extrañas. -Porque lo se...-
Volví a caminar por media hora de la misma manera en la que antes caminaba...no pensaba en nada que no fuera en tí en aquel tiempo.Nunca pensé verme así,vernos de esta manera.Era como tocar de forma incorrecta a una hermana. Lo agradesco.Eso me hace pensar que de la forma que sea permaneceremos juntas,es uno de los escasos y rebuscados tesoros seguros que guardo en el cofre.Ese cofre apolillado,el del candado negro forzado por nadie.
La gente le llama "algo superado" pero aqui no hay nada que superar...siempre he querido lo mismo.
Verte feliz,vernos felices.Fabricando diamantes,tocando el cielo y riendo insolentemente de todo lo que hay abajo en este planeta lleno de gente poco risueña.No importa si es juntas o separadas pero con el hilo rojo...da igual
.Siempre yo con esas limpias y utopicas intenciones que no tengo con casi nadie.

Me duele decepcionarte ¿sabes? me duele ver como te preocupas por mi y como esperas que lo valore.Pero eso no me es suficiente;asi que escribe en la pared mas serca a tu cama que te amo pase lo que pase y que no hay mejor amiga como tu o "ex" o lo que pienses que eres para mi.Yo a veces te llamo uno de mis pocos seres humanos favoritos.
Te admiro,creo que por eso me gustas aun.Pero no soy ni eres capaz a estas alturas de ofrecer algo mas.No dejé que me explicaras "el por que" y te interrumpí con mi sarcasmo nervioso e idiota.Somos libres ¿por que tenemos que dar explicaciones?
Cada loco con su tema.Por un momento eres mi tema y yo el tuyo.Que precioso ¿no?


domingo, 16 de septiembre de 2012

Botellas y botellas de olvido a esta hora en las manos de algunos tristes recordantes,al otro día duele la cabeza porque los recuerdos vulven a entrar.

Un año nuevo en donde el azucar del ron escondido en la despensa de la mamá de mi amiga conquistó mi paladar y mi ganas de sentir que cuando caminaba podía sentir que lo hacía sobre una nube.

Cuando lo hacía gritaba; "estoy volando...cuando corro es como si volara" -haciendo unas corridas en zic zac que peligraban con terminar en el suelo,extendía mis brazos de una manera divertida,esa fue la primera vez que alguien rió de mi comportameinto bajo los efectos del alcohol por no entender o simplemente no poder ingresar a los escondites de mi cabeza-. Pocas veces la gente se divierte conmigo en esos casos...es exquisitamente solitario.

 Pero las risas hacia mi a veces no me agradan porque me hacen saber que es una fantasía.Volar de verdad y dejarlos a todos atónitos sin escupir una sola palabra o carcajada no es tan facil como beber y beber litros de olvido para suplantar pensamientos hirientes con pensamientos fantasticos.

Por eso la gente piensa que tengo problemas con el alcohol,ultimamente se hace cada vez mas presente en los sobrios pensamientos después de ser el "payasito".

No es por tristesa o por ganas de olvidar cosas -queria dejarlo en claro-,simplemente se me hace dificil mirar a la cara a algunas personas de manera normal,bajo los efectos de la vida y no del alcohol.También me gusta estar mas exitada ante las cosas y poder demostrarlo libremente,como las ganas de bailar y esas tonterías.Sin el baso en la mano los miedos a los ojos de los demás se clavan en mi espalda.

Y ese sabor dulce...por eso mis tragos favoritos son así.


domingo, 2 de septiembre de 2012

Mamá tiene un problema, imagina cosas y las dice. O encuentra que se ve linda diciendo mentiras.



No me arrastres, te quiero. No era mi intención ofenderte…es que no se que hacer. Se que solo debo seguirte la corriente. Se me escapa de las manos, mi vida se me está escapando de las manos, a veces me dan ganas de desaparecer. No encontrar apoyo en nada ni en nadie me hace acudir a la primera solución que encuentro, decirte a la cara que pienso que no estás bien. Logrando ofenderte y tener discusiones en las que no se quien sale mas herida.

 



                                           -Perdoname.

Sus pocas esperanzas salían a divertirse.



El jodido tiempo. También le tengo fobia. Soy la que siempre lo dice; lo digo esperando que me frenen la idea dándome alguna razón por la cual eliminar ese miedo al cabello blanco. A veces tengo suerte y me las dan, no logrando que me deshaga de la idea, pero a veces descarto lo de desear no llegar a los 90.
No se que es peor, ya no se que cosas de la realidad son las peores.

Y ahí estaba la señora, con su rostro tierno y doloroso, ese rostro de las ancianas dulces que te ofrecen galletas cuando entras a sus casas pero con una mezcla de estar hospitalizada en un hospital de mala muerte donde no te permiten comer galletas.
Pero dentro de su gravedad estaba mejor –Eso me tranquilizó.-
Me saqué la imagen de su mirada triste al irme antes de que se la llevaran en la ambulancia. Fue bueno para mi porque no me dejaba dormir.
¿Qué habrá hecho ella para merecer esto?
El karma y sus explicaciones razonables no me decían nada, pues la ignorancia y el solo venir a conocerla ahora, me juegan una mala pasada.
No era la única, yo, ahí, sentada junto a papá dentro de la sala blanca donde olía a guantes quirúrgicos, a muerte, a pocas esperanzas, era el aroma del peligro, el olor de los recuerdos perdidos y que se rehúsan a volver. Ese aroma a incertidumbre, a sentir que ya no puedes más y a sentir como la vida se resbala como la arena entre los dedos.
Y mas o menos 6 abuelitas mas respirando ese incomodo aire y transformándolo en suyo. Yo y papá éramos los únicos a salvo –por el momento- y me sentía afortunada.
Me entraron ganas de ver a todas esas pobres personas en mi edad, en mi formato, como eran, que sueños tenían, volverlos a llenar de adolescencia.
¿Qué sueños puedes tener cuando ya sabes que vas a morir?
Que te queda poco…entonces la vida va muriendo antes que tu propio cuerpo.
Por que la vida son los sueños, eso nos mantiene a salvo, los realices o no.
Tener la esperanza de que mañana o pasado las cosas podría ser distintas en cualquier sentido alimenta el corazón. Mas lastima sentí por todas esas personas. Sus nulas esperanzas salían a divertirse, a jugar con las maquinas, a poner inyecciones, se enredaban en su pálido cabello.
Agonizaban pero yo se que ya habían muerto, y no solo yo lo se, ellas también lo saben.
¿Qué se puede hacer al respecto? Nada, estas son mis películas reales que me enseñan a disfrutar hasta el hecho de  poder escribir esto y sentir como todo lo que tengo que decir queda gravado aquí. Porque aun no muero.